El periodismo tiene básicamente el propósito de transmitir noticias sobre hechos que considera importantes. La forma más simple de hacerlo, sin importar el medio, es la nota informativa.

1. Concepto

Es el género más utilizado en el periodismo escrito. Consiste en la presentación de los hechos ocurridos recientemente y redactado aplicando las normas técnicas desarrolladas por la experiencia.

La nota informativa es eminentemente factual (basado en los hechos) que fueron calificados previamente como dignos de ser noticia, es decir, con valores periodísticos precisos, como la sensacionalidad, actualidad, cercanía, prominencia del personaje central del suceso, rareza, interés humano, etc.

Difícilmente se hallará en las notas informativas respuestas al «por que», pues se ha difundido como técnica que éste tipo de artículo es el prototipo del periodismo objetivo, es decir el traslado de información tratando de no incluir opiniones que pudieran influir en el criterio de juicio del lector.

En la redacción de la nota informativa el periodista debe abstenerse de opinar y describir únicamente los hechos procurando neutralidad.

El estilo de redacción debe ser conciso, breve, usando palabras exactas.

2. Propósito

La nota informativa tiene como finalidad dar primicias, es decir, el hecho que narra debe ser de «actualidad absoluta». Tiene que informar sobre un acontecimiento reciente y sobre todo desconocido para el gran público.

Estas notas informativas que contienen primicias son las que permiten a los periódicos sus titulares de portada o ubicarlas en primera página, y en el caso de los noticieros de radio y televisión, abrir sus informativos, pues en todos los medios de comunicación se busca impresionar al público con lo más novedoso y extraño que haya ocurrido en la jornada diaria.

La nota informativa con la primicia del aumento de salario mínimo le permite a los editores de cualquier diario, ubicarla en la portada, como noticia principal del día.

3. Clases de notas informativas

Básicamente existen dos clases de notas informativas:

  1. Imprevistas: Son las que surgen en cualquier momento y que tienen característica de sorpresa, por lo imprevisto del suceso, como por ejemplo accidentes, muerte súbita de personas notables, catástrofes, etc.
    Estas notas informativas sobre hechos imprevisibles se subdividen en dos grupos:

    • Simples. Son aquellas que contienen noticias directas, constatadas personal y físicamente por el redactor; no requieren de mayor conocimiento de antecedentes por parte del periodista. Conforman la estructura básica del medio de comunicación, pues abundan en todas, las secciones. Es el tipo de información que abarca incendios, accidentes, delincuencia, fallecimientos etc.

    • Complejas. Necesitan de mayor explicación y, en contraste son las simples, requieren de conocimientos especializados del redactor sobre el tema.
      En este rubro entran las notas de economía, política, procesos judiciales, deporte de alta competencia, etc.

  2. Previsibles: Son aquellas notas informativas que recogen datos de sucesos que fueron anunciados con anticipación, y que tenemos certeza que será de gran impacto noticioso, como por ejemplo ceremonias, discursos, huelgas de protesta, instalación del nuevo gobierno local, o la muerte de un personaje famoso que se encuentra mal de salud.

    Generalmente el anuncio de estos sucesos es hecho a los medios de comunicación por las instituciones de gobierno y del sector empresarial a través de sus encargados de prensa, relaciones públicas, o de informantes, o son generadas por iniciativa del medio de comunicación.
    Estas notas informativas sobre hechos previsibles se subdividen en dos grupos:

    • Vigentes: Aquellas que por su magnitud o importancia, pueden seguir difundiéndose un número indeterminado de días con nuevos hechos vinculados a la noticia principal que se divulgó el primer día. Ejemplo: Todo lo que se seguirá escribiéndose en torno a las elecciones municipales, o un proceso judicial a un personaje prominente.

    • Recurrentes: Aquella que por su trascendencia puede volver a repetirse con nuevos datos vinculados a la noticia principal. Ejemplo: las efemérides del 1º de Mayo o Semana Santa.
Redacción de la nota informativa

La nota informativa se redacta con la más simple de las fórmulas que establece el estilo periodístico: la pirámide invertida.

Este método consiste en colocar el núcleo de la información en el primer párrafo y los detalles que complementan la noticia se redactan a continuación en orden de mayor a menor importancia.

La pirámide invertida sirve para ayudar al lector a seleccionar los datos más importantes de cada información, desde el comienzo del escrito. A los responsables de los medios de comunicación les ayuda manejar tiempos y espacios, recortando las notas según sus necesidades (de tiempo o espacio), sin que se pierda lo esencial de la noticia, que va en el primer párrafo.

La Pirámide Invertida se sustenta en contestar las 6 preguntas que nos hacemos cuando nos encontramos frente a un acontecimiento:

  • QUé: implica los acontecimientos ocurridos.
  • QUIéNES: son los personajes que aparecen en la noticia.
  • CUáNDO: sitúa la acción en un tiempo determinado.
  • DóNDE: delimita el área geográfica dónde se han desarrollado los hechos.
  • CóMO: describe las circunstancias.
  • POR QUé: explica las razones de que se den los hechos. Se incluye cuando es posible aclarar los motivos, sin que el periodista sea el que interprete las razones, sino que éstas sean contadas por los mismos protagonistas, o por una fuente que se acredite.
Quien desee incursionar en la redacción de notas informativas debe empezar por conocer las entradas periodísticas, es decir modelos de cómo manejar los elementos noticiosos en el primer párrafo.

Este párrafo, como se ha dicho, contiene la parte fundamental de la noticia para explicar la esencia del acontecimiento, pero no hay que olvidar que también busca captar la atención del lector.
Para ello este texto no debe ser un resumen de todas las preguntas anteriores, sino debe ser un párrafo ágil para el lector.

Dimensiones

La extensión de la nota informativa es pequeña. Generalmente para los noticieros de radio y televisión será de unas quince líneas. Para periódicos podrá extenderse a una carilla (20 líneas) o más según sea el estilo del diario o revista.

Cuando comprende más de una página, estas se escriben en hojas por una sola cara, a tres renglones, de modo que faciliten su corrección.

En la parte superior de la carilla se debe anotar el tema, fecha e identidad de su autor.
En la parte inferior, si acaba en esa hoja se colocará la palabra «FIN» o en su defecto «SIGUE».

REFERENCIAS

Prado Morales, Carlos. Redacción Periodística. Aplicación de nuevas Técnicas. Ed. Comunicaciones y Protocolo. Lima 2002.


Gracias por visitarnos hoy.